Archivo del sitio

Un descubrimiento…

Como veis no estoy muy productivo estas semanas, así que como esta entrada es fácil y cortita, a ver si me sirve para ir recuperando el apetito “blogeril” poco a poco…

Hace pocos días recibí una invitación del Facebook, en la que Jordi Ber me pedía que me uniera al grupo “Urbarama atlas de arquitectura”, por cierto, gracias Jordi (y vigila el teclado, que las a de la web te aparecen todas como A, o igual es el HTML 😉 )

El caso es que no tengo Facebook ¡no, no tengo! Y sí, veo documentales ¡qué pasa! Y no, no he visto Titanic.. Y sí, tengo el Libro Gordo de Petete en casa… vale, vale, ya lo dejo. Así que lo que hice fue visitar el enlace de www.urbarama.com y… ¡sorpresa! Me he encontrado con un proyecto y una idea que me han gustado muchísimo.

Urbarama es un proyecto de Jordi Ber y Martín Caleau, donde están construyendo un atlas de arquitectura, pero lo hace a través de personas que pueden enviar los proyectos de su ciudad o zona, o que simplemente conoce, sobre construcciones de todo tipo. En esa minificha (por llamarlo de alguna manera), se puede encontrar no sólo una pequeña descripción y imágenes, sino también su geolocalización, para ver la foto del lugar a través de Google Maps. Simple, curioso y participativo ¡me encanta!

Así que ya sabéis, no dejéis de curiosear el proyecto, y si os gusta registraros y hacer vuestras propias aportaciones, le auguro un buen futuro a la herramienta…o eso espero (porque a mí me ha gustado bastante como podéis ver).

Yo me estaba pensando de hacerle unas fotos a mi casa, explicar mi triste historia, y colgar las fotos personales de los hijos de puta, cabrones, desgraciados que construyeron mi casa, pero no lo haré, por no hacerles ni siquiera esa publicidad…como veis no tengo ningún resentimiento…y estoy muy contento con mi casa… jajaja.

Anuncios

El CAD-CAM al servicio de la arquitectura

Recordáis que hace un tiempo hablando del deconstructivismo os hablé sobre cómo aprovechaban estos arquitectos el CAD-CAM para sus diseños, pues aquí os presento un nuevo ejemplo de utilización de estas herramientas.

En este caso se trata de Enric Ruiz Geli, español, concretamente de Figueres. Recuerdo que apunté su nombre leyendo un día el periódico, pero no recordaba muy bien porqué lo hice, aunque esto es natural en mí; y que queréis que os diga, hasta tiene su atractivo, soy capaz de sorprenderme dos, tres y hasta cuatro veces con la misma cosa…jajajaja

Debo reconocer que cuando visité su web www.ruiz-geli.com, recordé porqué lo había anotado, es un claro ejemplo de arquitecto que usa el diseño avanzado de superficies para sus obras, pero con una particularidad importante, sumando el efecto de utilizar la simulación de procesos de mecanizado CAM en sus obras. Si mi amigo Jordi de Tambuzi no me corrige, sería una innovación disruptiva, osea, introducir en el mercado una innovación sencilla (puesto que ya existe), pero que rompe con lo existente.

Como ejemplo os muestro un proyecto denominado Villa Nurbs en Empuriabrava (Girona-España), cuyo nombre es indicativo del tipo de herramientas utilizadas para su diseño, NURBS, que en realidad es un modelo matemático para generar superficies… Por cierto si se os presenta la duda, sí, es una casa para unos señores… Aunque si en un futuro ruedan Men in Black 3, seguramente algún bicho vendrá a buscar a Empuriabrava la nave que dejó aparcada hace años…

Si queréis ampliar un poco de información sobre las técnicas utilizadas por Enric (perdona por la confi Enric), visitar su web ya que no repara en ofrecer detalles de como fabrica alguna de sus obras. Prestar atención a la sección “Prototypes CADCAM“, donde muestra en una primera foto, una pieza seguramente fabricada mediante rapyd prototyping, en la segunda, una obra terminada, y en la tercera un collage del proceso de diseño y fabricación de esa obra, desde la digitalización de modelos, CAM, CNC, etc (y al final… $ $ $)

El deconstructivismo

Si recordáis un artículo de hace unos meses, hablamos sobre una arquitecta, Zaha Hadid, que era una de los componentes de un movimiento arquitectónico contemporáneo, llamado deconstructivismo.

Este movimiento, que se inicio en los 80, y como curiosidad, apuntaremos que nace como consecuencia de otro movimiento literario que se denomina deconstrucción, haciendo clic encima sobre el término iréis directamente a la definición en la Wikipedia, si alguien lo entiende, por favor que me lo explique. Sus bases son abandonar la línea recta, el plano (la llamada geometría euclídea), y trabajar las deformaciones, los estiramientos, la suavidad de las superficies, la dislocaciones (una dislocación es algo así como cortar con unas tijeras que cortan mal un plástico, y este queda estirado en la zona que hemos intentado cortar), curvas, hipérboles, parábolas, etc. En resumen, viene a ser como un desorden (visual) ordenado (matemáticamente).

Las características básicas de este movimiento, consisten en la utilización de geometrías aparentemente complejas, pero que son resultado (casi siempre) de como he dicho antes, la deformación o dislocación de superficies básicas que componen la geometría.

Para entendernos, unos ejemplos sencillos pero reales:

  • el museo de la ciencia Phaeno de Wolfsburg, del que hablamos en el artículo que os he comentado al inicio, se parte de una superficie plana y mediante deformación se obtiene la esencia del edificio; o sea (y ahora viene la explicación a lo bestia), cogemos una plancha plana de plástico, y la enganchamos a un aparato que nos la sujeta por los bordes (pensar en algo estilo a un tambor), luego calentamos ese plástico y con un bolígrafo, una botella de agua de 33cl, y otra botella de agua de 1,5l, empezamos a hundirlas en ese plástico que se deformará, y al enfriarse, resultarán unos hundimientos en esa superficie. Podemos hacer cuantos queráis, es gratis, además, esas deformaciones que hemos creado, serán los pilares (columnas) que apoyarán la estructura en el suelo. Si ahora cogemos otro plano imaginario, que sería el suelo, lo ponemos paralelo al inicial que teníamos en la plancha de plástico et voilà, ya tenemos edificio (el diseño básico), parecido al citado museo. Recordar que una de los elementos característicos de este edificio, es que los pilares son utilizados como parte del edificio (foto de xdelrey).

  • otro edificio singular, y famoso, en este caso de Frank Gehry (el diseñador del Museo Guggenheim de Bilbao), es la Casa Danzante en Praga, donde se inspiró en dos bailarines, concretamente Ginger Rogers y Fred Astaire. Realmente, la forma básicas de los dos bailarines son dos cilindros (o tubos). A uno de ellos, en la cintura de Ginger Rogers para ser exactos (izquierda de la foto), se le ha apretado el cinturón fuertemente hasta dejar la fachado del edificio ceñida a su cintura y sin respiración (de aquí a unos años se pondrá lila). A Fred Astaire, por el contrario, se le ha dicho: ¡Fred, mete barriga y saca pecho! De esa manera la forma inicial queda un poco reducida en el centro y “saca pecho” más arriba (por no hablar de los pelos de Chucki que le han dejado). Ahora parece más fácil ¿verdad? (foto de la Wikipedia)

Bueno, a parte de toda esta parte de arquitectura que hemos visto, y de como se apoyan en la geometría para su construcción, quería remarcar la importancia de los sistemas CAD en este tipo de diseños, ya que están totalmente basados en la capacidad del software.

Todo este trabajo de diseño, como hemos comentado, se basa en deformaciones de superficies, que es una de las herramientas más potentes con las que se puede trabajar hoy día en el CAD en 3D, si dejamos a parte el puro modelado de sólidos. Con esto quiero decir, que posiblemente la evolución de estas herramientas ha dado alas a este grupo de seguidores del deconstructivismo, que han encontrado en él la herramienta perfecta para plasmar sus ideas. No quiero decir con esto que antes no fuera posible hacerlo, al final son “sólo” matemáticas, pero sin duda era mucho más costoso.

Si queréis leer más información por la red, encontraréis un poco de todo, benefactores y detractores. A mí personalmente me ha chocado encontrarme con muchísimas opiniones que tachan a este movimiento de pura “moda pasajera”, provocada por el aburrimiento de unos cuantos arquitectos de reconocido prestigio, y fundamentan todo esto en la complejidad que añade a la construcción.

A mí me parecer, y estoy totalmente convencido, de que más allá de un simple movimiento, se trata de un estímulo para el avance de la técnica, que incorporando las herramientas informáticas actuales, da forma a construcciones hasta ahora impensables, y que provocan y hacen avanzar la técnica en todos sus niveles, nuevas estructuras, nuevos materiales, nuevos procesos. A eso, en mi pueblo, se le llama evolución (con todo lo bueno y malo que el término comporta).

Construcciones singulares 1

El otro día leía en una revista de arquitectura, un artículo sobre edificios singulares, y con historia. Así que como me llamó la atención alguno de ellos, me puse manos a la obra con San Google sobre algunos tipos de edificios que siempre me han gustado, más que nada porque se salen de lo normal.

Para los que veían el Oso Yogui: las casas-cueva, de las que hablaré hoy; para los glotones, los hórreos y para los que engancharse al SMS les viene marcado en los genes, los palomares.

Y es que la necesidad, ha hecho que las gentes de todos los tiempos, agudizaran sus sentidos y aprovecharan su ingenio para sacar partido a la naturaleza, y lo que esta nos ofrece. Todo esto sin necesidad de explotarla como se está haciendo ahora.

Os cuento todo este rollo, porque una de las construcciones que me llaman la atención son las casas-cueva, de las que en España existen algunas regiones con gran tradición, sobre todo Granada (España)

Este tipo de cuevas, son un tipo de construcciones labradas en el interior de las montañas, a base de rascar y esculpir en ellas. Se suelen hacer en regiones donde las montañas son arcillosas, ya que es un tipo de terreno con ventajas para este tipo de construcciones. En determinadas regiones con terrenos calizos, también se suelen encontrar este tipo de construcciones.

En cuanto a las ventajas, la primera es que con una cucharilla de café, podemos hacernos nuestra casa. Sino tenéis cucharilla, siempre podéis dejaros las uñas largas y ir tirando. En segundo lugar, y aunque mucha gente piensa lo contrario, este tipo de terreno no deja que se reproduzcan en el interior de la vivienda los típicos bichos que esperaríamos encontrarnos, sobre todo insectos. Otra ventaja es que es un tipo de terreno que conserva muy bien su temperatura, así que se puede mantener una temperatura muy estable durante todo el año, cosa de agradecer en algunas regiones sobre todo en verano. Por último, son las primeras viviendas modulares de la historia, he aquí un ejemplo

Manolo, de 20 años se independiza de su familia y decide que se hará su propia casa en la montaña; primero busca una cara bien orientada, y en ella realizó un pequeño llano, en la que construirá la parte vista de la cueva, que suele ser una fachada vista con algunas tejas, y en la que estará la puerta de acceso y alguna ventana de su casa.

Desde esta se accederá al comedor directamente, y de allí dos puertas, una a su dormitorio, otra al baño y otra a la cocina; suficiente. Una fatídica (no sea que me lea mi mujer) bonita tarde en las fiestas de su pueblo, Manolo conoce a Gertrudis, y el alcohol y un pajar hacen el resto. Mientras el bombo de su mujer crece, Manolo escarba una nueva habitación en la casa, y amplia su dormitorio, mientras piensa: “no vuelvo a beber, no vuelvo a beber”.

Y es que como podéis imaginar, mientras haya montaña y no te acerques demasiado a la casa del vecino, no hay problema en ir ampliando. Incluso si la montaña lo permite, puedes hacer varias plantas, sacar una chimenea al exterior, hacer balcones, etc. Y aunque antes no había medios técnicos y se tenían que construir sin puertas interiores para que el aire circulara lo más fácilmente por la casa; ahora se colocan puertas y ventanas, ya que se hacen agujeros para dotar de ventilación a todas las estancias. O sea, que al final las montañas están como quesos emmental.

Técnicamente, se han labrado históricamente a base de “pico y pala” (lo de la cucharilla y las uñas era broma), y ahora se emplean más materiales y distintos recursos para hacer estas casas-cueva, pero antaño, simplemente se realizaban quitando material, por eso todas las puertas tenían su arco y los techos, se hacían en forma de bóveda, que como sabéis son figuras auto-soportantes y que evitan derrumbes. Las separaciones entre estancias, para que aguanten, suelen tener entre 1÷1,5m de ancho.

Históricamente, el inicio de este tipo de cuevas, viene de la época de la ocupación árabe en España; más tarde fue al revés con las reconquista; en los siglos XIX y XX, debido a la falta de recursos, jornaleros fueron los principales ocupantes de este tipo de viviendas. Actualmente, con el turismo rural en continuo apogeo, podéis imaginar que esto se ha convertido en un reclamo turístico y en una gallina de los huevos de oro para muchos, sino mirar esta bonita promoción, alucinante. Creo que Ronaldo ya se está construyendo una.

Si consultáis esta búsqueda en Google, o esta otra con imágenes, encontraréis montones de casas-cueva dedicadas al turismo rural, casas con piscinas, con saunas, 6 habitaciones, y todo lo que podéis imaginar, es lo que pasa cuando convertimos la historia en dinero (inevitable, y a veces positiva, pero…).

Que yo conozca, y seguro que algunos de vosotros podréis dar mas ejemplos, en la región de Soria (España), se suelen construir un tipo de cuevas, que tienen una entrada con escaleras descendentes y que dan acceso a una sala, que suelen llamar merendero, y en la que se guardan los vinos, y se pasaban las calurosas tardes comiendo, fumando, tomando vino y…

Por cierto, aunque como ya he comentado esto fue una solución para gente con pocos recursos anteriormente, actualmente han sucumbido a la especulación, como cualquier otro tipo de vivienda, si estáis interesados: aquí, aquí, aquí, aquí y aquí.

Nos vemos bajo tierra, yo ya me estoy dejando las uñas largas…

Una de arquitectura…

Hace un par de días, vi un documental sobre Zaha Hadid, y como realmente me quedé sorprendido, le he dedicado un tiempo a encontrar información por la red, y realmente no he quedado defraudado. Zaha Hadid, cuya biografía podéis ver en la Wikipedia y aquí, es una arquitecta nacida en Irak y que pertenece a un movimiento sobre el que me gustaría hablar otro día, el deconstructivismo; y aunque podéis encontrar la definición en la Wikipedia, os resumo que se trata de una manera de construir, en la que las obras no parecen una sola pieza, sino que están formadas por muchas formas geométricas distintas. Un buen ejemplo es el Museo Guggenheim de Bilbao ¡desde luego a mi bloque no se parece!

Museo Guggenheim

Lo que realmente me llamó la atención del documental, y en definitiva de sus diseños, es la búsqueda de minimizar el impacto del espacio ocupado sobre la superficie que se va a ocupar, ya sea elevando o soterrando las construcciones. Esto que parece un hecho obvio, no es fácil conseguir, y es más habitual encontrarte las habituales barreras arquitectónicas donde se necesitan espacios libres. Si lo defino a lo bruto, se trata que cuando realiza sus diseños, busca el equilibrio entre satisfacer a los que pagan, y necesitan hacer negocio, y satisfacer las necesidades del pueblo: espacios libres y de servicios a la comunidad, y si puede haber un bar cerca, mejor.

El ejemplo que os quiero mostrar es el del museo de la ciencia Phaeno de Wolfsburg, que aunque parezca mentira, es el único de Alemania (lo digo porque son unos cracks en la técnica, a parte de tener la cabeza cuadrada), y que se encuentra al lado de la mayor fábrica y sede central de la empresa de automóviles Volkswagen. En él, realmente se puede ver ese interés de no romper con el entorno, y me refiero funcionalmente, porque podréis ver que sus diseños son realmente diferentes. Por situación, está al final de una gran avenida de la ciudad, y justo al lado del paso elevado para acceder a la fábrica citada y al Autostadt, que es una especie de parque temático de la marca; así que hubiera sido fácil romper ese flujo natural y que pareciera una piedra en el camino, pero no es así. La construcción está sustentada por 10 pilones que son los que llegan al suelo, y que ocupan una mínima parte de la que ocupa la primera planta. Además todos estos pilones, son funcionales, al estar huecos, uno tiene el acceso, otro la tienda, oficinas, servicios, y el bar ¡menos mal! Así que todo el edificio queda elevado creando un gran espacio público debajo de él. Podréis ver más claramente el detalle de los pilones en el cuarto vídeo.

Aquí os dejo varios vídeos de Phaeno, y otro general sobre diferentes diseños de Zaha.

Espero que os haya gustado tanto como a mí…